EnglishSpanish

Participa el IEC en el XXI Congreso Nacional de Bibliotecas Públicas

Guanajuato, Gto., a 14 de noviembre de 2022.  Con la participación en dos mesas de reflexión, el Instituto Estatal de la Cultura se hizo presente en el XXI Congreso Nacional de Bibliotecas Públicas, organizado por la Dirección General de Bibliotecas de la Secretaría de Cultura.
El evento, realizado en la Biblioteca de México, en la capital del país, tuvo como lema “La Red Nacional de Bibliotecas Públicas: espacio integrador de la diversidad social y cultural” y tuvo como representantes de Guanajuato a Brenda Velázquez, Jaime Panqueva y Liliana Pérez Estrada, coordinadora de la Biblioteca Central Estatal Wigberto Jiménez Moreno.

La primera participación fue en la mesa sobre La atención integral infantil en el ámbito de la biblioteca pública: jugando el juego de leer y aprender donde la bibliotecaria Brenda Velázquez Rivera de la biblioteca Lic. Alfonso Teja Zabre de San Luis de la Paz habló sobre sus experiencias y métodos para acercar a la comunidad a los libros y la lectura.

En su intervención mencionó como es la atención que brindan las bibliotecas a los niños y niñas que acuden a estos espacios donde lo principal es que los vean como un lugar de refugio y se sientan cómodos: “Cuando llegan lo primero que hacemos es conocer el entorno en el que se desenvuelven para conocer sus necesidades, los escuchamos y dejamos que se expresen”.

Asimismo mencionó las diferentes actividades que se desarrollan para hacer la lectura más divertida. “Procuramos que la lectura vaya acompañada de un juego y una manualidad para que sea más divertida y motive a los usuarios más pequeños a seguir yendo a la biblioteca

Por último habló sobre algunos los programas que se llevan a cabo en las diferentes bibliotecas del estado de Guanajuato como son los Niños narradores y escritores, Las diferentes formas de leer en la que no solo se leen libros sino también teatro, música, pintura, lenguaje de señas entre otros y que permiten a las niñas y los niños acercarse a los libros y les despierta el interés por la lectura.

En la mesa La lectura y la escritura en las bibliotecas públicas de los centros penitenciarios: un factor coadyuvante para la reinserción social de las personas privadas de la libertad participaron de manera virtual Liliana Pérez Estrada coordinadora general de la Biblioteca Central Estatal y Jaime Panqueva, escritor, articulista y colaborador del IEC como tallerista con personas privadas de su libertad en el estado.

Liliana Pérez comentó que el Instituto Estatal de la lectura a través de la Coordinación del Libro y la Lectura ha trabajado desde el año pasado en los CEFERESOS de Irapuato y Pénjamo ofreciendo cuarenta y seis talleres no solo de fomento de la lectura y la escritura creativa, sino que se han llevado también talleres de diferentes expresiones artísticas como danza folclórica, artes visuales y escénicas.

Para ahondar sobre estas actividades se le dio el uso de la palabra a Jaime Panqueva quien narró cómo fue trabajar en estos Centros de Readaptación con los talleres de lectura y escritura y las experiencias tan enriquecedoras que se llevó de los mismos.

“Uno de los mejores recuerdos  de estos talleres fue la entrega a tres internos de su cuentos de terror publicados por un diario local, los habían escrito  dentro de ese salón pero habían podido salir y ser leídos por otros, su emoción consistía en parte en ver su nombre ligado a una actividad distinta a su condición carcelaria”.

Resaltó que aun cuando la mayoría de las personas privadas de su libertad no habían tenido acceso a los libros aunado a sus condiciones carcelarias, esto no les había extirpado la curiosidad o el interés por escuchar buenas historias o la necesidad de contar la propia.

Para concluir, dejó sobre la mesa la necesidad de ampliar y enriquecer las bibliotecas dentro de los centros y hacer extensivos los talleres no solo a los internos sino también a los custodios. “Los libros tienen la capacidad de ayudar a otras personas a transformar su realidad para hacerla más llevadera y comprensible. La lectura puede regresarnos al mundo siendo otros, puede permitirnos ver la humanidad de los otros”.