SSG refuerza la vigilancia epidemiológica del Virus de la Inmunodeficiencia Humana a casi 38 años del primer caso oficial

Guanajuato 09 de febrero 2021.- A raíz de la creación del Consejo Guanajuatense para la Prevención y Control del VIH/Sida (COGUSIDA) en el año 1988, justo 4 años después de haber brotado este virus en el mundo, se han documentado 6 mil 417 guanajuatenses diagnosticados con el virus.

     Este órgano descentralizado que planea, coordina, evalúa y supervisa el avance en la prevención y control del VIH-Sida, trabaja de la mano de la Secretaría de Salud de Guanajuato, así se dio a conocer mediante el informe de actividades de este consejo.

     El Secretario de Salud Daniel Díaz reconoció que este consejo es un vínculo para las instituciones y la sociedad civil cuya finalidad es lograr la sinergia de sus recursos, esfuerzos y acciones en busca de prevenir y controlar el VIH-Sida en el estado de Guanajuato.

     Además, promueve la capacitación del personal involucrado, observando la transición epidemiológica, los objetivos de desarrollo mundial, haciendo énfasis en la promoción de la salud y respeto a los derechos humanos de los pacientes que viven con VIH.

      Díaz Martínez informó que se ofrece atención mediante los tres centros ambulatorios para la Prevención y Atención del Sida e Infecciones de Transmisión Sexual (Capasits) con una cobertura de los 46 municipios en donde recibieron atención integral a noviembre del 2020 un total de 2,697 personas.

     Distribuidos de la siguiente manera: 887 Capasits Celaya, 1141 Capasits León y 669 pacientes en el Capasit Irapuato.

      Los Capasit del Estado de Guanajuato se encuentran dentro de los primeros lugares a nivel nacional en calidad de la atención medida mediante carga viral suprimida con 91% de usuarios en control, con una media nacional del 88%.

     Según el CENSIDA en el Estado de Guanajuato durante el 2020 se vinculó a tratamiento antirretroviral al 98.6% de las personas portadoras de VIH detectadas, cifra superior a la meta de ONUSIDA del 90%, y de esas personas vinculadas se ha logrado la supresión virológica al 91%.

     Durante el consejo ha puesto sobre la mesa una vez más que la salud se interrelaciona directamente con otros problemas fundamentales, tales como la reducción de la desigualdad, los derechos humanos, la igualdad de género, la protección social y el crecimiento económico.

     Las pruebas del VIH son esenciales para ampliar el tratamiento y asegurarles a las personas que viven con el VIH la posibilidad de llevar vidas saludables y productivas.

Díaz Martínez finalizó en que es fundamental alcanzar los objetivos 90-90-90 y empoderar a las personas para que tengan capacidad de decisión en relación a la prevención del VIH, de modo que puedan protegerse a sí mismos y a sus seres queridos.

      El COGUSIDA ha modificado la manera de trabajar adaptándose a la nueva normalidad causada derivada de la pandemia por COVID 19.

     Dentro de los retos para este 2021 es continuar fortaleciendo la sensibilización de los trabajadores de salud y promover unidades libres de estigma y discriminación, una mayor preparación ante el incremento de personas migrantes que viven con V.I.H.

Entradas recientes
Acceso a la Unidad de Transparencia y Archivos del Poder Ejecutivo