ATIENDE INAEBA A MÁS DE 2 MIL 300 COMERCIANTES EN TODO EL ESTADO

Para Berenice Mendoza Chávez, comerciante del Mercado Aldama en León, el haber concluido su primaria gracias al Instituto de Alfabetización y Educación Básica para Adultos (INAEBA), representa una gran satisfacción personal que festejó con toda su familia por tratarse de una meta cumplida en su vida.

 

Pero además, Berenice asegura que contar con su certificado de primaria y tener la oportunidad de seguir estudiando, le permite encontrar nuevas opciones para ser más competitiva en su negocio.

 

“Nunca es tarde para la educación y en lo personal me siento contenta para seguir adelante lo más que se pueda. Sigue la segundaria y la prepa, o si no, algo para mi negocio, el chiste es que no me quede estancada”, afirmó Berenice Mendoza.

 

En lo anterior, coincide María Félix Rivera Paredes, quien también es comerciante del mismo mercado. Motivada por sus hijos para acreditar su secundaria, reconoce que los estudios le permiten ayudar a sus niños en sus tareas escolares y además, le sirven en sus ventas y para dar una mejor atención.

 

“Mucha gente llega y uno tiene más conocimiento para contestar las preguntas que nos hacen nuestros clientes y proveedores. Y más que nada, los clientes que nos preguntan cosas que desconocíamos y ahora ya sabemos qué contestar”, afirma emocionada María.

 

Tanto Berenice como María, forman parte de los 2 mil 326 comerciantes en rezago educativo que el INAEBA ha atendido entre 2016 y 2017, a quienes se les ha brindado la oportunidad de acreditar y certificar su primaria y secundaria a través del Programa de Certificación por Examen Único.

 

Sensible a las necesidades de los integrantes de este sector económico, el INAEBA acerca a promotores y asesores educativos a mercados, tianguis, comercializadoras, negocios y otros lugares de trabajo de estos comerciantes con el objetivo de incorporarlos al Examen Único para que puedan acreditar y certificar su educación básica.

 

Este examen es una prueba para las personas mayores de 15 años que no terminaron su primaria y secundaria, pero siguieron formándose en su trabajo, en su oficio o en otros espacios, por lo que se toman en cuenta estos conocimientos además de los que obtuvieron mientras estuvieron en la escuela.

 

Todos los trámites que ofrece el INAEBA son gratuitos y los certificados obtenidos con la dependencia estatal tienen validez oficial de acuerdo al nivel que aplicaron.

Entradas recientes
Acceso a la Unidad de Transparencia y Archivos del Poder Ejecutivo